La artroscopia veterinaria

La artroscopia veterinaria en nuestras mascotas, es un método de intervención quirúrgica mínimamente invasiva, por lo que implica una recuperación mucho mas rápida. La artroscopia que se realiza habitualmente en las clínicas veterinarias es en pequeños animales , es decir , en perros y gatos y en animales exóticos.

La artroscopia es una exploración de la articulación desde su interior mediante instrumentos ópticos que permiten si tener que abrir explorar articulaciones, ligamentos y demás elementos de la estructura osea y muscular de los animales. Al no tener que abrir, si no que con un número mínimo de inserciones de 2 a 5 mm se puede realizar la operación, se reduce el dolor y sufrimiento postoperatorio, acortando el periodo de hospitalización y el tiempo necesario para la recuperación funcional del animal.

artroscopiaLas ventajas son muchas frente a otros sistemas, como:

  • Menor incisión mejor recuperación
  • Exploración con aumento, mejor detalle
  • Permite observar la articulación en su posición fundamental.
  • Menor trauma en tejidos blandos
  • No alteración del ambiente hídrico de la articulación.

El artroscopio es un pequeño tubo, que se inserta dentro del cuerpo o extremidades, con lo que nos permite a través de la emisión de luz y de una cámara poder ver que esta pasando en la zona a explorar. La observación ayudado de otros instrumentos quirúrgicos nos permite reparar las partes afectadas.

La utilidad de la artroscopia parte del diagnostico. Las radiografías, escáneres y otros instrumentos de exploración, no dan la magnitud de la lesión como por ejemplo en desgarros, laxitud de ligamentos, lesiones degenerativas en las articulaciones, artrosis y daños en los cartílagos.